Bailaron juntos en ShowMatch, a pedido de la hija que tienen en común

Marcelo Tinelli y su programa lograron lo que parecía imposible, que Karina y El Polaco volvieran a mostrarse juntos y hasta se tiraran en público miradas cómplices y caricias apasionadas. Tanto, que más de uno se imaginó un regreso del amor entre ambos y una segunda oportunidad como pareja.

Sin embargo, tras la gala del “Salsa de tres”, en el Súper bailando de Showmatch, ambos dijeron que el regreso de la pareja fue sólo para el programa.

El baile fue muy esperado. Por el morbo del reencuentro de ambos artistas de la movida tropical que vivieron un amor apasionado, tuvieron una hija en común y, tras la separación, llegaron a decirse de todo en los medios públicos.

En distintas notas televisivas quedaron en el aire palabras muy dolorosas, como infidelidad, caos familiar y maltrato físico y sicológico.

Sin embargo, eso quedó en el tiempo y anoche, martes 18 de junio 2019, Karina y El Polaco le pusieron ritmo y sensualidad a su baile, se miraron profundamente  a los ojos y se acariciaron abiertamente como dos enamorados. Todo para darle más realismo a su presentación, en la búsqueda de los puntos necesarios para continuar en el programa.

La gala mereció los elogios de los jurados y el baile se quedó con 21 puntos, una buena medición, que los alegró muchísimo. Pero la más feliz, seguramente, fue Sol, la hija de ambos, que les había pedido este reencuentro público.

Tras el baile, ambos afirmaron que están solteros, aunque negaron la posibilidad de un reencuentro amoroso.

Y cuando Marcelo Tinelli habló de la bailarina Barby Silenzi (presente en el estudio), que supo ser pareja del Polaco, éste dijo que son sólo amigos.

Entonces el conductor recordó que la hija de Barby afirmó en un programa televisivo que el novio de su madre es El Polaco. Karina, ante estas palabras, elogió la belleza de la modelo y afirmó que “los borrachos y los niños no mienten”.

¿Cómo seguirá esta historia entre Karina y El Polaco? Muchos fans de ambos, víctimas de la nostalgia, esperan que todo vuelva para atrás, inclusive el amor. Y que a todo lo feo se lo lleve el viento.