Los protagonistas cumplieron estrictamente con el protocolo. En tiempos de cuarentena también se puede avanzar en realizaciones y proyectos, como demuestra esta foto sacada en el sello discográfico MAGENTA.

El representante Alan Sabini, el empresario Beto Kirovsky (dueño de casa) y Néstor Bordiola posaron para el recuerdo después de acordar un convenio musical muy importante, que dejó muy contentos a todos.

Kirovsky, por ejemplo, luego señaló sobre el encuentro: “¡Se vienen cosas muy buenas!”.