SERÁ IMPUTADO JUNTO A LOS PROPIETARIOS DEL BAR DONDE CANTÓ SIN RESTRICCIONES; TAMBIÉN A ALGUNOS DE LOS “BAILARINES”

Por más que haya subido un video pidiendo disculpas y que en notas a los medios cordobeses haya declarado que está arrepentido por lo que hizo, Damián Córdoba será imputado en una causa penal por violar las restricciones dictadas para frenar el avance del Covid-19.

El fiscal Carlos Cornejo inició una causa de oficio contra los dueños de Visionaire Ruin, el bar donde cantó Damián Córdoba, ubicado en avenida Ambrosio Olmos 530, barrio Nueva Córdoba.

Pero aclaró que también imputará al cantante y a los clientes del lugar que pueda identificar mediante los videos y fotos sacadas en el momento que Damián Córdoba dio su show cuartetero.

El video de lo ocurrido dos días atrás se volvió viral en las redes y causó indignación en Córdoba, una de las provincias que sufre actualmente con más fuerzq los contagios y muertes ocasionados por el coronavirus.

Los dueños del lugar fueron repudiados inclusive por colegas gastronómicos, quienes lamentan que por culpa de uno que no haga las cosas bien terminen perjudicados todos.

Damián Córdoba también fue criticado fuertemente por gente vinculada al mundo artístico, uno de los sectores más afectados desde el inicio de las reclusiones en el país.

El fiscal aclaró que el cantante será citado a declarar, en tanto que el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Córdoba Capital, Miguel Siciliano, adelantó que el funcionario judicial va a «responsabilizar a todas y cada una de las personas que se puedan identificar en los videos».