EL CANTANTE NOS HABLA DEL EMPRENDIMIENTO QUE LO OCUPA EN TIEMPOS DE CUARENTENA

Brian Lanzelotta vive momentos felices en el plano familiar, con su esposa Mariana César (ex integrante del programa televisivo Combate) y su hijita Roma, de tres meses.

La cuarentena lo tiene casi inactivo en lo musical, pero no en otro emprendimiento que inició el año pasado.

-Este es un momento difícil, le ponemos mucha voluntad, mucha garra, cuidándonos, en casa, en familia. Y les pedimos a todos que salgan sólo si es necesario. En nuestro caso, las necesidades económicas hacen que tengamos que salir. Tengo una distribuidora de alimentos balanceados para mascotas. Lo inicié el año pasado con mi esposa y hoy es mi sustento porque la música está parada.

-¿Cómo se hace la entrega?

-Tramité los permisos correspondientes y yo mismo me encargo de llevar los pedidos. Básicamente es en la zona oeste del Gran Buenos Aires. Vivo en Moreno y la mayoría de mis clientes son de por acá. Esto se hizo más que nada por el boca a boca. Voy yo por varios motivos, en especial porque a la gente le gusta que vaya. Por supuesto, lo hago con los cuidados correspondientes: alcohol en gel, tapabocas, higiene constante, etcétera.

-¿Tenés clientes entre colegas?

-Sí, de a poco se van sumando. Por ejemplo, Oscar Belondi me llamó el otro día y le llevé alimentos para sus perritos. Precisamente la distribuidora se llama “A cara de perro”.

-¿Qué novedades en lo musical?

-Está todo parado. En mi caso, no sólo en lo referido a los shows. Venía grabando nuevos temas, con un estilo renovado, con caños y percusión en vivo. Tenía tres canciones para salir, ya faltaba poco, pero no las pude terminar La última que presenté fue “Enséñame”. Tengo algo para grabar en casa, pero no todo, así que no puedo hacer nada. Igualmente, hoy estoy más enfocado a la distribuidora de alimento balanceado, porque es lo que está ayudando a mi economía.

Bryan recibe los pedidos por wasap en el 1133924482, en su cuenta oficial de Facebook y en Instagram (@bryanoficialok y @a_caradeperrook).