Gastón y Johana, la pareja creadora de Viru Kumbieron, levantaron su copa en estas fiestas para celebrar porque dos sueños se han cumplido. El 2018 fue el gran año que estuvieron esperando, primero por separado y luego juntos. De eso hablaron los dos con MDT 139. Esta es la nota completa.

 

 

GASTÓN

 

Para nosotros el 2018 fue un año que siempre soñamos. En lo particular, lo esperé durante más de 20 años. Sabía que de alguna manera iba a llegar, que Dios me iba a dar esta oportunidad de mostrar mis ideas. Si bien el talento está en la voz de Johana, en lo musical sabía que podía aportar lo mío y que podía gustar. El grupo ya tiene casi tres años y medio y, de repente, todo lo que veníamos luchando, se dio muy rápido. Ya estamos a ocho meses de la locura de grabar “No te creas tan importante” con Pablo Lescano. Allí empezó todo esto y en ocho meses ya recorrimos todo el país. Solo nos faltan Formosa, San Luis y La Pampa. Conocimos Chile, fuimos a Paraguay. Es impresionante el 2018 para nosotros. Y las emociones a veces son fuertes porque al salir para los shows dejamos a nuestros hijos. No es que viaja uno de los padres y el otro se queda a cuidarlos. Acá viajan los dos padres y esas emociones son raras. Estamos yendo a trabajar de lo que nos gusta, de lo que soñamos, pero a la vez nos duele dejar a nuestros hijos, por ahí enfermos, y la gente no sabe eso. Yo soy muy criticado en YouTube, quieren que la deje sola a Johana, pero mucha gente no sabe nuestra historia. Pero sabemos que estamos haciendo un futuro, tanto para nosotros como para ellos. Por ejemplo, el 24 la vamos a pasar en Entre Ríos y el 31 en el Chaco, lejos de nuestra familia. Obviamente que va a ser duro, pero a la vez va a ser algo lindo porque mucha gente va a disfrutar de lo que hacemos. Lo veo así.  Lo veo por el lado de que hay gente que nos quiere ver y escuchar y es algo que nos conforma y nos hace sentir bien. Espero un 2019 igual o mejor. La gente nos dice que hacemos muchos cover. Es verdad, pero lo hacemos a nuestro estilo. Ahora vamos por un desafío: que Viru Kumbieron también se escuche por los temas propios. Esa sería nuestra coronación. Más allá de eso, estamos agradecidos por todo lo conseguido y por todo el apoyo de mucha gente. Por ejemplo, a los fans club. A “El sentido amor”, “No te creas tan importante”, “Yo banco a Viru Kumbieron” y “Me vas a extrañar”. Y a toda la gente del facebook que sigue apostando a que esto crezca, que sigamos por el mismo camino. A nuestro representante Andrés Silva y a la producción, a Carlos Gutiérrez. Ellos están siempre. No se ven en escena, pero están en todos lados. Gracias a ellos hoy somos lo que somos. A la gente de YouTube que nos sigue y nos tira buena vibra. Yo le pido al 2019 que haya paz, que no haya pelea, que no haya más ese ego musical que no lleva a nada. Siempre digo que la música se hizo para compartir y no para competir. Y ojalá muchos músicos, cantantes y dueños de grupos entendamos que la fama no existe, solamente somos un momento y cosechamos lo que hacemos.

 

JOHANA

 

Yo este año también cumplí mi sueño. El de los cinco años, cuando cerraba los ojos y cantaba con el palo de la escoba, pensando que al abrir los ojos vería que me estaba aplaudiendo mucha gente. Lo pude cumplir. Y siento que nadie me va a arrebatar todo el amor que me brindó la gente y espero que me siga brindando. Ese cariño inmenso que poco a poco me gané siendo de la misma manera que soy, sin aparentar algo que no hago, que no soy, marcando mi personalidad, mi estilo. Demostrando que no hace falta que tengas que estar provocativa, que tengas que tener el pelo largo, lacio, o lo que dicte la moda. Yo soy una chica humilde, que sabe lo que es pasar hambre. Soy muy humana y agradecida, más que nada, siempre con Dios, con mi hijo, Anto, que también es mi ángel; mi virgen de Guadalupe, que es mi madre y desde el cielo me cuida. Y una persona muy especial para mí, Mariana, que me gustaría que la nombren porque me dio mucha fuerza para yo enfrentarme a un mundo en el que pensé que era fácil, pero no era así. Sin embargo es quien me levanta el ánimo y me escucha las locuras que tengo, fuera también de mi familia, de Viru y  mi mamá que me apoya en todo momento. Siempre agradeciendo también al señor Pablo Lescano por la oportunidad que me dio, para que sus seguidores puedan abrirme su corazón,  para que se conviertan en los míos también. Y para que una chica peruana, que la tuvo que pelear, tuviera su posibilidad. El me la dio, cuando nadie lo hizo.  Cierro el año feliz, agradecida por cada persona que está en mi vida. La música me dio cosas hermosas. También tristezas. Pero no hay nada más lindo que tener un don y poder demostrarlo. En mi caso es cantar, no seré la mejor pero doy lo mejor de mí. Y hoy me emociono al ver a la gente que comparte lo que yo hago, abrazándome, estirando los brazos, diciendo “Te amo Johana”; desde un anciano a un niño de tres años. Si uno está bajoneada por algo, ellos te levantan el ánimo con sus palabras. Soy muy feliz porque puedo decir que el sueño que tenía desde los cinco años lo cumplí a los 23. Y si algún día se termina esto, tendré los mejores recuerdos. Espero que siga, pero si se termina, siempre estaré agradecida a los que estuvieron desde el primer momento.

Artículos Relacionados