Al llegar a su querida cordoba, sin Oriana Sabattini, se encontró con dos figuras de la música popular de su provincia y les prometió ir a verlos a un baile

Algunos músicos cuarteteros recuerdan que algunos años atrás amigos de Instituto le hablaban de un pibe que tenía como ídolo a tal o cual y que iba a verlos seguido a los bailes.

Al tiempo el chico deslumbró en las puntas del ataque de aquel Instituto que le peleó el ascenso al  River de Matias Almeyda. Ese equipo “Millonario” que sobre el final le sacó ventaja al club cordobés.

Y Paulo Dybala, el pibe que deslumbraba en Instituto, se fue a Europa. Y entre otras cosas, se llevó su música a las concentraciones. Por supuesto, puro cuarteto.

Cada vez que vuelve a su querida Córdoba, Dybala se encuentra con sus afectos y se hace un tiempo para estar cerca del mundo del cuarteto.

En estas horas, ya al llegar al aeropuerto Pajas Blancas, se encontró con dos figuras de la música popular cordobesa: Diego Granade (La K´onga) y Nico Sattler (Q´Lokura). Y surgió la foto para que los músicos la suban a sus redes sociales, orgullosos de ese recuerdo con el futbolista que la rompe en Juntus, de Italia, y en la Selección argentina.

Por supuesto, Granade y Sattler invitaron al jugador a sus bailes. Él les dijo que se hará un tiempo. ¿Qué opinará de eso su novia Oriana Sabattini?