Llegaron a los 14 años y los cumplieron muy felices. Seba Mendoza y su banda siguen recorriendo un camino lleno de música, reconocimiento y afecto. Las muestras de lo mucho que han sabido cosechar en todo este tiempo están a la vista… En cada fin de semana, en cada viaje, en cada nuevo desafío, en cada convocatoria. Para orgullo suyo y también de los músicos, colaboradores y allegados al grupo. En el lugar que sea la cita, el público siempre está. Por eso Seba, que trabaja de manera permanente en el circuito de la movida, cada tanto va por más, se atreve a la aventura. Todos los años apuesta a algo distinto, diferente, a buscar nuevos desafíos. Siempre les fue bien, calidad y porque donde la banda esté, también está su gente. Hay una fantástica comunión entre Seba y sus seguidores, es un fenómeno muy particular y una de las razones en las que se apoya y se sostiene éste éxito de tantas temporadas. ¡14 años! ¡Cómo no festejarlo! El miércoles 10 defebrero, una semana antes de la fiesta aniversario, el público que fue a comprar su entrada para el 17 tuvo una recompensa: pudo presenciar y disfrutar, en Asia, el boliche de los Mendoza, de un ensayo abierto que realizó la banda y que terminó siendo a la vez un show vivido con gran intensidad. A la se llevó adelante la fiesta por los 14 años. Primero hubo reunión en la casa de Seba y luego, ya en Asia, se hicieron dos shows. La banda tocó canciones que transitaron desde el primero hasta el último disco. Seba y Milton también tuvieron su segmento de baladas, invitando a Charly Serrano (baterista amigo de la banda) a tocar “Única Entre Tantas”. La sorpresa de la noche fue la visita de Walter Encina, quien subió al escenario a cantar con “El Ángel Norteño”. Seba agradeció profundamente a todos y tiró un deseo: que el festejo de los 15 años del grupo sea en el Luna Park ¡Qué tal!